El Centro Universitario ha sido sede de una mesa redonda que bajo el título ‘El libro objeto: Editores, autores y editoriales’, ha abordado todo el proceso creativo y algunos ejemplos en los que “no se contempla el libro como un artículo de consumo, más bien como un producto que roza lo artístico”, así como la perspectiva de pequeñas casas editoriales y su trayectoria.

CESINE ha conmemorado el Día Internacional del Libro a través de una serie de actividades, entre las que destacan una exposición y una mesa redonda en la que se ha analizado la naturaleza y las claves del libro objeto a partir de testimonios de editores, autores y pequeñas editoriales.

El espacio de debate ha contado con la participación de Belmar Gándara, directora del Servicio Editorial de la Universidad de Cantabria, Javier Fernández, periodista en Eldiario,es, profesor de CESINE y editor en El Desvelo, además de Andrea Constanza, editora en Mochuelo Libros y Belén Catalano, editora en Membrilla Ediciones, que ha tomado parte de forma virtual. Por último, Giuliano Camillieri, editor en Arte Libro y profesor de Encuadernación y Packaging en el Centro Universitario, hizo las veces de moderador.

FOTO 4

La primera parte de la intervención ha contado con el protagonismo de Belmar Gándara, cuya exposición se centró en las claves de estilo de la edición universitaria, así como en las cuestiones que abordan a este tipo de publicaciones. Precisamente, la directora del Servicio Editorial de la UC ha detallado algunos de los aspectos diferenciales que distinguen a las publicaciones de esta entidad. haciendo hincapié en las diferentes secciones que componen a cada volumen.

FOTO 3

La siguiente intervención fue a cargo de Javier Fernández, que realizó un repaso de su editorial, Ediciones El Desvelo, destacando el estado actual del mundo editorial a pequeña escala al señalar que “un gran número de escritores recurre a las editoriales pequeñas para publicar sus obras y si consiguen viralizarse, alcanzan las grandes editoriales”, a la vez que destacó otra de las labores de las pequeñas editoriales, como es “el rescate de obras ya existentes que se vuelven a publicar”.

Además de estas premisas, Fernández aportó una serie de ejemplos de proyectos realizados en Ediciones El Desvelo, y resaltó la importancia “de la calidad del libro como artículo, es decir, que técnicamente esté bien ejecutado, y un diseño atractivo para el cliente”.

Por su parte, Giuliano Camillieri aportó una serie de ejemplos de “libros en los que el concepto de objeto prevalece a la concepción original”, mostrando a los asistentes algunas publicaciones de esta tipología.

Además de los ponentes presenciales, también tomaron parte Belén Catalano, editora en Membrilla Ediciones y Andrea Constanza Ferrari, de Mochuelo Libros, que compartieron su experiencia personal y profesional a la hora de desarrollar sus proyectos, así como algunos de los aspectos diferenciales del proceso editorial a nivel artesanal.

Una vez finalizadas las intervenciones, los ponentes intercambiaron impresiones con los presentes en el Salón de Actos de CESINE, cobrando especial relevancia el proceso de creación de las pequeñas editoriales desde una perspectiva emprendedora.

FOTO 2