Juan Carlos Quintana, arquitecto y profesor de Proyectos de Interiorismo en el Grado oficial en Diseño de Interiores descubre las múltiples salidas profesionales que ofrece la titulación, además de la metodología práctica que se aplica en el Grado.

“En mis clases, intento convencer a mis alumnos de que el Diseño de Interiores no sólo se ciñe a la reforma de locales o de viviendas, sino que existen múltiples campos de actuación, como  el diseño de escenografía, escaparatismo, o arquitecturas efímeras, entre otras posibilidades”, de esta manera nos cuenta Juan Carlos Quintana, arquitecto y profesor en CESINE, el amplio abanico de posibilidades que ofrece el Grado oficial en Diseño de Interiores.

Los alumnos trabajan en casos reales.

Su metodología va en consonancia con la que se imparte en el Centro Universitario, con un enfoque muy práctico y cimentado sobre casos reales, tal y como relata, “siempre pretendo que la realidad sea algo muy cercano, por ello, a la hora de realizar los proyectos pido a los alumnos que realicen presupuestos, un reparto de las partidas, esquema de instalaciones… todo ello sobre un escenario de realidad”.

A la hora de desarrollar los proyectos, el arquitecto destaca la capacidad creativa de los alumnos, y asegura que “no sólo se busca que la idea sea buena, también pretendemos que el proyecto tenga esa parte técnica que les permita gestionar casos reales”.

Los alumnos trabajan en grupos reducidos y con una atención personalizada.